Actívate y combate el maltrato animal

maltrato animal earthgonomicDesafortunadamente, cada día hay miles de animales que son víctimas de dolor intencional, desde aquellos que son criados en la industria de la alimentación hasta las mascotas en hogares violentos.

Aunque en muchos países se han emprendido diferentes iniciativas por regular leyes contra el maltrato animal y reconocer su derechos a una vida digna, la gran ola de violencia hacia estos seres requiere medidas urgentes e inmediatas que en buena parte pueden ser efectivas si son emprendidas por cada uno de nosotros, en nuestra vida diaria.

¿Cómo podemos lograrlo? Aquí te dejamos siete sencillas pero valiosas acciones que puedes realizar para ayudar a reducir el maltrato animal:

Reconocer el maltrato animal. Es muy evidente cuando los animales son sometidos a violencia física, ya que se pueden ver golpes, mutilaciones o cuando han pasado hambre, pero también debemos estar atentos a identificar como cambios de hábitos o comportamiento de un animal que convive con una persona cercana a ti.

Denuncia. Investiga cuáles son las instancias locales que atienden casos de maltrato animal en la región donde se encuentra la víctima. En la mayoría de las ocasiones puedes hacer denuncias anónimas, por teléfono o internet, para tu protección y discreción. Recuerda que aunque las redes sociales son muy influyentes, nunca superan una denuncia formal que puede ayudar a detener ese caso y casos futuros de una misma persona.

Sé un ejemplo. Si tienes una mascota o convives con alguna, debes demostrarle amor y respeto. Además de darle comida, agua y un refugio adecuado, una mascota necesita atención de veterinario, esterilización, vacunas y educación.

Apoyar a las organizaciones a favor de los animales. Existen muchas organizaciones y asociaciones sin fines de lucro que trabajan a favor del cuidado y resguardo de animales en situación de calle y en peligro de extinción. Apoyarlas a través del voluntariado o donativos puede ser una excelente alternativa.

Educa a los niños. Sin la orientación positiva de un adulto los niños asumen que un animal es un juguete. Algunos estudios han demostrado que los niños que hacen bulling en la escuela también violentan a los animales, siendo esto un signo de violencia familiar. No solamente hay que inculcar en los niños el respeto a los seres vivos, sino observar atentamente que ellos no sean también una víctima potencial.

No seas parte del mercado negro de animales. Nunca compres un animal. Si deseas la compañía de una mascota elige especies autorizadas que estén en adopción. Las especies exóticas no serán nunca una mascota, deben permanecer a salvo en su hábitat y tu compra fomenta el comercio ilegal que se basa en el sufrimiento y muerte de millones de especies al año, al grado de ponerlas en peligro de extinción.

No fomentes espectáculos con animales. Aunque muchos ya están prohibidos, como los circos, lo ideal es no asistir a espectáculos que utilizan animales, como corridas de toros, zoológicos y acuarios que no son de conservación de especies, delfinarios, carreras de caballos, charreadas y peleas de gallos.

Sí, hay mucho por hacer, pero estos primeros pasos seguramente te serán muy útiles para poder ayudar a los animales que nos necesitan. Recuerda que cada uno de nosotros somos su voz y merecen ser escuchados.

Si quieres saber más sobre las actividades que puedes realizar por la protección de los animales, talleres y voluntariado, escríbenos a contacto@earthgonomic.com

Se han cerrado los comentarios