El turismo y las energías renovables

PlayaPaneles 070218_

Una de las principales preocupaciones tanto de empresarios -incluidos los que se dedican al sector turístico-, como de la sociedad en general, es la explotación de nuestros recursos naturales. Que si bien hasta el momento nos han brindado lo necesario para realizar las actividades de nuestra vida cotidiana; al ser finitos, estamos en un punto al límite de su aprovechamiento y en la búsqueda de energías que sustituya el empleo de materiales como el petróleo, el carbón y el gas.

Pero ¿qué otras opciones tenemos?  A continuación enlistamos energías limpias, inagotables y renovables:

  • Energía eólica: la energía que se obtiene del viento.
  • Energía solar: la energía que se obtiene del sol. Las principales tecnologías son la solar fotovoltaica (aprovecha la luz del sol) y la solar térmica (aprovecha el calor del sol).
  • Energía hidráulica o hidroeléctrica: la energía que se obtiene de los ríos y corrientes de agua dulce.
  • Biomasa y biogás: la energía que se extrae de materia orgánica.
  • Energía geotérmica: la energía calorífica contenida en el interior de la Tierra.
  • Energía mareomotriz: la energía que se obtiene de las mareas.
  • Energía undimotriz u olamotriz: la energía que se obtiene de las olas.
  • Bioetanol: combustible orgánico apto para la automoción que se logra mediante procesos de fermentación de productos vegetales.
  • Biodiésel: combustible orgánico para automoción, entre otras aplicaciones, que se obtiene a partir de aceites vegetales.

Afortunadamente, los empresarios y cadenas turísticas, son una de las industrias con un fuerte compromiso por el uso en sus instalaciones de este tipo de energías. Las cuales aportan importantes beneficios como la no emisión de gases de efecto invernadero (GEI) en los procesos de su generación, lo que representa un apoyo al cambio climático, lo que las revela como la solución limpia y más viable frente a la degradación medioambiental.

Son inagotables pues cuentan con  la misma disponibilidad que el sol donde tienen su origen y se adaptan a los ciclos naturales (por eso las denominamos renovables). En cualquier parte del Planeta hay algún tipo de recurso renovable –viento, sol, agua, materia orgánica- susceptible de aprovecharlo para producir energía de forma sostenible.

Apostemos por negocios en la rama turística que promuevan la generación y consumo de  energías renovables, lo que significa una solución más sostenible, no sólo ambiental sino también económicamente, que promueven la protección del planeta y detiene la explotación de nuestros recursos  naturales.

facebooktwittergoogle_plusmail

Se han cerrado los comentarios